¡Delicioso! Te encantará probar esta receta de galletas de remolacha

Aunque puede que no lo sepas, la remolacha es también una fuente para obtener azúcar, ese dulce alimento que siempre está presente en nuestras mesas y recetas. 

Evidentemente, el azúcar de remolacha tiene algunas diferencias con la obtenida de la caña de azúcar, sus aportes nutricionales y características son bastante similares. 

Su diferencia estará realmente en el sabor, en algunos cambios en el proceso de producción. Igualmente, mientras la de remolacha puede tener un ligero sabor a tierra porque proviene de la raíz de la planta, el sabor del azúcar caña es más dulce y tiene aroma a frutas. 

El uso del azúcar de remolacha está más adaptado para realizar preparaciones horneadas, pero realmente dependerá del gusto de cada persona. 

A continuación, te presentamos una deliciosa receta de galletas de remolacha, para sorprender a tu familia. 

Ingredientes: 

1 Taza de harina para todo uso

 ½ Cucharadita de polvo de hornear

 2 Cucharadas de azúcar de remolacha 

 ¼ Cucharadita de sal

 ½ Taza de remolacha cruda, rallada fina

 2 Cucharadas de aceite

Preparación: 

  1. Precalentar el horno a 400 grados F. En un tazón para mezclar, bata la harina, el polvo de hornear, el azúcar y la sal. Usando tus manos, agrega las remolachas desmenuzadas a la mezcla de harina y mézclelas para cubrirlas.
  1. Añade el aceite y trabaja con tus manos para unir la masa (la sal y el azúcar caerán al fondo del bol, así que asegúrate de amasar bien la masa para combinarlo todo, el resultado será una masa suave.
  1. Formar la masa de remolacha suave y dulce en un disco plano y extenderla hasta 1/2 pulgada de grosor en papel pergamino o en una superficie limpia y seca.
  1. Con un cuchillo, cortar la masa en cuadrados o usar pequeños cortadores de galletas para recortar formas. Hornee en un Silpat o en una hoja de galletas forrada de pergamino durante 15 minutos.
  1.  Retirar y dejar enfriar por unos minutos, servir y disfrutar.

Como siempre, es necesario recordar que, como cualquier otro alimento, el azúcar debe consumirse de forma moderada, equilibrada y ajustada a los requerimientos nutricionales establecidos por profesionales en nutrición y salud. 

Inscríbete para aprender más

Envíanos tu email si deseas recibir más información

Síguenos en