¿Sabes cuales son los tipos de azúcar y cómo usarlos en tus recetas?

El azúcar es uno de los ingredientes más comunes en la mesa de cualquier hogar. Aunque la más conocida y utilizada siempre ha sido la versión tradicional, blanca y granulada, no es la única. En realidad, existen diversos tipos de este ingrediente y que tienen distintos usos, de acuerdo al tipo de platillo o postre que desees preparar.  

Para ser más específicos, hay al menos 6 tipos distintos de azúcar, que le darán un toque particular a cada preparación.  

A continuación, los tipos de azúcar y sus usos más comunes:  

Azúcar blanco granulado: se denomina también azúcar de flor o refinada. Es la de uso más común en la cocina. Se emplea en bebidas y en casi todas las preparaciones de postres, es perfecta para flanes, pasteles, bizcochos, mermeladas y galletas.  

Azúcar morena:  se extrae de la caña de azúcar o de la remolacha. Evidentemente, es un tipo de azúcar con un menor grado de refinamiento que el blanco y su color viene dado por algunas impurezas y por el color natural de la caña, también viene en presentación granulada y se usa para preparar postres integrales o bajos en grasas.  

Azúcar en terrones:  este tipo de azúcar nació en 1874 y desde entonces se ha convertido en la opción preferida de muchos, para endulzar sus bebidas calientes como el té. Pero, este no es su único uso, también se emplea para hacer caramelo y jarabe.  

Azúcar en polvo:  en algunos casos recibe el nombre de azúcar impalpable, se obtiene del proceso de moler el azúcar granulado hasta volverla, como su nombre lo dice, un polvo. Es ideal para hacer helados, y generalmente para repostería.  

Azúcar para confituras: es un tipo de azúcar que se utiliza, como su nombre los sugiere, para confituras y mermeladas. Se compone esencialmente de pectina que interviene en el proceso de espesado de las confituras y también de ácido cítrico, que actúa como un conservante.  

Azúcar glas: se confunde fácilmente con el azúcar lustre, puesto ambas tienen la apariencia de un polvo blanco. Sin embargo, la diferencia del azúcar glas o glasé con el de lustre, es su grado de pulverizado (el glas es mucho más fino y pulverizado). Igualmente puede contener almidón, que actúa como anti-apelmazante y es también ideal para espolvorear sobre ciertos postres.  

Azúcar de vainilla: este tipo, no es más que un azúcar aromatizado con vainilla, puesto que es el sabor o aroma más comúnmente utilizado en la repostería.  

Inscríbete para aprender más

Envíanos tu email si deseas recibir más información

Síguenos en